enREDando.org.ar
Comunidades en red
info@enredando.org.ar
  Buscador:  
  Noticias por tema
  Búsquedas
  Enredate!
  Sobre enREDando

Auspicios

enREDando es un programa de:


y contamos con el
soporte de:


Texto Completo imprimir | « volver
Discriminación en el bar Costello
El Derecho de bailar en paz: más que lo que parece

¿El derecho de casarse entre personas del mismo sexo? Hecho. ¿De modificar la identidad sexual y nombre de pila en el Documento Nacional de Identidad según la identidad de genero auto-percibida? Se va construyendo mientras lo hablamos. ¿A un trabajo digno para los y las trans en Santa Fe? En proceso, con el proyecto de ley iniciado por el diputado provincial Leandro Busatto (PJ) el cual busca instaurar un cupo mínimo de puestos laborales que el Estado debe destinar a personas travestis, transexuales y transgénero. ¿Y el derecho de salir, un día sábado, con un par de espíritus afines y pasar las horas oscuras bailando y disfrutando de un par de copas? En Rosario, para las mujeres y hombres trans, no está garantizado. La discriminación contra personas trans, reforzada por la falta de la aplicación efectiva de la Ordenanza Antidiscriminatoria, impide su entrada a los establecimientos sociales, reduciéndoles a ciudadanos de segunda clase.

Este martes, 7 de agosto, se realizará una reunión ejecutiva con el Área de Diversidad Sexual de la Municipalidad y el director general de Inspección de Industrias, Comercios y Servicios, Gregorio Ramírez, junto a los referentes de las organizaciones LGBTTTI (lesbianas, gays, bisexuales, trans, e intersex) para gestionar un plan de acción respecto a la discriminación manifestada en varias instancias por los dueños y guardias de seguridad de los bares y locales bailables rosarinos hacia las personas trans.

La demanda de que dicha reunión se realice surgió a partir de la ocurrencia de un hecho de discriminación sucedido en el boliche Costello este invierno. El primero de julio, Celeste Castro, integrante de Comunidad Trans Rosario, salió con dos amigas a disfrutar de la vida nocturna en Costello, ubicado en la calle Rivadavia con plena vista al rio. Al llegar a la puerta, los guardias de seguridad les pidieron sus documentos y al echarles una mirada, desde la cabeza a los tacones plateados, les prohibieron entrar en el establecimiento.

“Nos pidieron nuestros DNI,” expresó la joven activista, “y nos dijeron a mí y una compañera que nuestros documentos no correspondían a nuestras caras. A nuestra amiga, quien ya tiene su documento con su nombre, le dijeron que la fiesta era por invitación privada, mientras que en Facebook decía claramente que era un evento público. Además, la gente entraba por otro lado al boliche mientras nosotras hablábamos con los guardias”.

Indignadas, las jóvenes, citando la Ley de Identidad de Género y al exigir una explicación, recibieron como respuesta que era determinación de la empresa. No había nada más que hacer.

Enseguida, Castro llamó a la Guardia Urbana Municipal (GUM), pidiendo que tomaran una denuncia hacia Costello por discriminación. Aparte de prohibirles la entrada, el boliche tampoco había cumplido con las demandas ilustradas en la Ordenanza Antidiscriminatoria, actualizada en 2006 por la Municipalidad de Rosario y que garantiza los derechos contra la discriminación, exclusión o restricción en los espacios públicos.

“Yo conozco mis derechos”, afirmó Castro, “la ley obliga a que los guardias de seguridad en cada boliche lleven identificación y que esté exhibido en las boleterías o ingresos un cartel que destaque en detalle los artículos” de dicha ordenanza. Dos horas después de haber recibido la llamada, cuando las luces de la fiesta ya estaban apagándose y la muchedumbre salía por las puertas del boliche, los oficiales de la GUM llegaron para elaborar el acta, registrando el hecho discriminatorio, pero después de conversar detalladamente con los guardias de seguridad, no recibieron la denuncia.

Según referentes de Comunidad Trans Rosario y el Frente Diversidad Sexual del Movimiento Evita, el comportamiento de la GUM en dicha instancia “demostró clara complicidad con el reconocido bar nocturno".

Desde entonces, Castro, junto a referentes de las organizaciones LGBTTTI ha realizado denuncias en el Área de la Diversidad de la Municipalidad de Rosario y en la oficina de Derechos Humanos de la Provincia de Santa Fe sin recibir respuesta oficial. Su caso es el más reciente de 15 incidentes similares de discriminación contra personas trans que se han llevado a cabo por el Bar Costello y otros en la ciudad de Rosario durante el año 2012.

Actualmente, las organizaciones demandan la clausura del boliche, expectantes frente a una respuesta del Tribunal de Faltas de la Municipalidad de Rosario, una respuesta que viene lánguidamente, a pesar del articulo 604.8 del Código de Faltas Municipal, el cual destaca que al realizar un acto de discriminación por razones de género, orientación sexual o identidad de género, el establecimiento indicado será sancionado, resultando en la “clausura del local de 7 a 30 días, la primera vez que incurra en la falta, o 30 a 180 días en caso de reincidencia”.

La falta de una respuesta definitiva, según la referente Michelle Mendoza de Comunidad Trans Rosario, no solamente se debe a la lentitud de los procedimientos burocráticos, sino al poder económico sostenido por el Bar Costello. En una reunión preliminar con agentes de la municipalidad, circularon comentarios que “no se puede clausurar a Costello, porque factura mucho".

Por lo mismo, la comunidad LGBTTTI, conformada por activistas de Comunidad Trans Rosario, el Frente para la Diversidad Sexual Movimiento Evita, Putos Peronistas, Las Safinas y Vox Asociación Civil, se reveló contra la injusticia burocrática con un acto de repudio, el 25 de julio, frente a la Municipalidad de Rosario, cortando la calle para reclamar desde el megáfono la falta de responsabilidad política respecto a los actos de discriminación en la vía pública.

Entre las bocinas indignadas de los taxis y los carteles de los militantes deslumbrando en el sol del medio día, salió la propuesta de la reunión que se realizará este martes entre los oficiales de la municipalidad, los referentes del movimiento LGBTTTI y los dueños de los boliches con la meta de gestionar una respuesta firme para frenar la discriminación hacia las trans y efectuar la aplicación real de la Ordenanza Antidiscriminatoria.



 

Publicado el: 05/08/2012

Por Katharine Kai Allen.
Categorías:
Diversidad Sexual / Documento

enREDando.org.ar
Comunidades en Red
Comentá esta nota
enREDando.org.ar | Comunidades en Red | es un programa de Asociación Civil Nodo TAU | Rosario, Argentina.