enREDando.org.ar
Comunidades en red
info@enredando.org.ar
  Buscador:  
  Noticias por tema
  Búsquedas
  Enredate!
  Sobre enREDando

Auspicios

enREDando es un programa de:


y contamos con el
soporte de:


Texto Completo imprimir | « volver
Economía Solidaria
Demandas en Economía Solidaria, por Luis Martinez de Comercio Justo y Solidario



Antes de considerar lo que podemos decir "lo específico del sector", creo que en todos los niveles faltan espacios institucionales donde discutir y acordar políticas públicas. El período anterior se caracterizó por la incorporación de muchos líderes sociales a estructuras de gobierno, lo que sin dejar de tener mérito, no necesariamente significó avanzar en la relación estado-sociedad. Es más, en algunos casos se retrocedió: los gobiernos perdieron interlocutores que dialoguen y acerquen propuestas desde la sociedad y en los peores casos, el resultado fue la cooptación y el control social.

También es una necesaria reflexión que nos debemos entre las organizaciones, en torno a una articulación más permanente y orgánica para exigir esos espacios, públicos, con independencia y de cara a toda la sociedad.

Otra cosa que me parece importante en este momento de asunción de autoridades, es la responsabilidad de quienes gobiernan de elegir funcionarios con sensibilidad y experiencia en los temas sociales, y por otro lado que agilicen la natural burocracia de los estados para acompañar los tiempos que merecen las necesidades sociales, sobre todo las vinculadas a la producción.

En cuanto a temas específicos vinculados a la Economía Solidaria podríamos decir, en general, que las nuevas autoridades deben asumirla como política de estado que cruce a todas las áreas y todos los niveles, abrirse a un nuevo concepto económico. No basta con crear o determinar áreas o subsecretarías específicas. Las propuestas en torno a la economía solidaria involucran a todo el estado y la sociedad. No es la implementación de un plan social, es cambiar las reglas económicas privilegiando a los pequeños productores, los trabajadores autogestionados, los artesanos, para lo cual, sin duda hay que afectar intereses económicos y dar una debate público contra un pensamiento corriente que ve a la economía solidaria como economía de pobres, eternamente subsidiada, como un lastre del resto de la sociedad, sabiendo que también esto pasa en el sector empresario y en el estado mismo. Para todo esto hace falta valor y decisión política, cosa que no se vió en el período anterior.

Por ejemplo, la Subsecretaría de Economía Solidaria Municipal esta en manos de personas muy comprometidas que han desarrollado un plan de trabajo muy ambicioso y con criterios muy avanzados y novedosos pero, que a mi entender no fueron acompañados con firmeza por el resto del Gobierno Local.

Lo mismo pasa a nivel nacional, donde en el Ministerio de Desarrollo Social coexisten proyectos y áreas con programas muy innovadores y de una gran inserción social como los Bancos Populares de la Buena Fe, o la Dirección de Oficios Populares, pero por otro lado el otorgamiento de un Plan Manos a la Obra puede durar dos años de espera.

Más en lo específico, el reclamo más permanente de los productores creo que está en dos puntos centrales: el marco legal y la comercialización. En cuanto al primer punto es urgente avanzar en leyes y decretos que faciliten y se adecuen a la necesidad de la pequeña producción, como ser todo lo relacionado a la bromatología (esperamos que se repita en la provincia la experiencia del Instituto del Alimento de Rosario) y a lo fiscal ( el monotributo social, si bien ha sido un avance es totalmente insuficiente), como también avanzar en un marco para la economía solidaria que cree condiciones preferenciales para su desarrollo, libere de pagos de impuestos a cooperativas y emprendedores. En cuanto a la comercialización se hace necesario avanzar en reglamentaciones y desarrollo de espacios públicos para acceso al mercado y por otro lado, a partir de una política preferencial de la economía solidaria, privilegiar la compra pública hacia este sector, como lo está haciendo Brasil.

Por ultimo, se hace imprescindible la creación de bancos o fondos financieros acordes a la Economía Solidaria para producir el desarrollo de los emprendimentos y cooperativas que hoy tienen grandes oportunidades pero que no están pudiendo crecer limitados por el capital de trabajo.

También tendría que ser inmediata la adhesión de Santa Fe a la Ley del Microcrédito.

Ahora bien, la economía popular, la economía solidaria es parte de la economía en general y mucho tendrán que ver las políticas que se tomen en relación a lo macro. Aparentemente hay vientos de cambio en el pensamiento y el discurso oficial, se habla de la etapa de la "distribución del ingreso", esperemos que los hechos lo confirmen. Mantener la actual regresividad tributaria y la oligopolización de los mercados y la producción de ninguna manera permitirá un desarrollo sostenido de quienes vienen peleando por otra economía.




Notas relacionadas:

Publicado el: 13/12/2007


Categorías:
Economía Solidaria / Documento

enREDando.org.ar
Comunidades en Red
Comentá esta nota
enREDando.org.ar | Comunidades en Red | es un programa de Asociación Civil Nodo TAU | Rosario, Argentina.