enREDando.org.ar
Comunidades en red
info@enredando.org.ar
  Buscador:  
  Noticias por tema
  Búsquedas
  Enredate!
  Sobre enREDando

Auspicios

enREDando es un programa de:


y contamos con el
soporte de:


Texto Completo imprimir | « volver
Programa Conectar Igualdad
Jóvenes conectados

El Programa Conectar Igualdad iniciado por el gobierno nacional distribuirá tres millones de netbooks a todos/as los/as estudiantes y docentes de escuelas secundarias públicas. Por estos días se estaría completando la entrega del primer millón. "Es la política de inclusión digital más grande del mundo" señala Alejandro Artopoulos, de la Universidad de San Andrés. Desde enREDando recurrimos a su ayuda para analizar el Programa tanto en sus aciertos como en sus aspectos cuestionables.

A través del Decreto 459/10 el gobierno nacional creó el programa Conectar Igualdad, una política de estado que prevé la distribución de 3 millones de netbooks entre estudiantes y docentes de escuelas secundarias públicas, de educación especial e institutos de formación docente de todo el país, entre 2010 y 2012. La iniciativa es implementada en conjunto por Presidencia de la Nación, la Administración Nacional de Seguridad Social (ANSES), el Ministerio de Educación de la Nación, la Jefatura de Gabinete de Ministros y el Ministerio de Planificación Federal de Inversión Pública y Servicios.

Según las pautas del programa las netbooks permanecerán en poder de los estudiantes, y podrán llevarlas a sus casas. La distribución de las netbooks está en marcha y ya llevan distribuidas 941.679 (según datos provistos el 28 de julio de 201)1. La cifra surge de la página oficial del programa que cuenta con un "Informe de avance en tiempo real", una infografía que grafica la progresión del cumplimiento de los objetivos con actualizaciones semanales. El cuadro muestra también el avance por etapas y el número de máquinas distribuidas por provincias.

Al hacer foco en la implementación del programa surgen algunos interrogantes en los que vale la pena profundizar. Consultamos a Alejandro Artopoulos para contar con su ayuda en este análisis. Artopoulus es profesor e investigador de la Universidad de San Andrés, institución en la que también dirige el Laboratorio de Aprendizaje Ubicuo. Además integra el Consejo Asesor de Conectar Igualdad. Con él conversamos sobre el programa, comparativamente con políticas similares en otros países, sobre la inserción de las máquinas en las escuelas, sobre el rol y las necesidades particulares de los docentes, sobre la tecnología elegida y la conectividad a la red, entre otros aspectos de esta política, que es en la actualidad la principal política pública de inclusión digital en Argentina.

E: ¿Cuál es tu opinión general sobre el Programa?

AA: En general estoy muy contento con el Plan. Creo que es una iniciativa que históricamente en Argentina estaba siendo postergada. Hay otros países en la región que ya tomaron decisiones ejecutivas. Por suerte se dieron todas las condiciones necesarias para que surgiera de esta forma, lo cual tiene sus pros y también sus contras. Tiene características bastantes particulares esta política pública. En principio es el plan de inclusión digital más grande del mundo. Si tomamos los datos oficiales de OLPC que están en la página web de OLPC y por otro lado si tomamos los datos de todos los planes que se están haciendo alrededor de la Classmate que no son tan oficiales pero a los que accedo por investigación y la conclusión es que es el proyecto más grande del mundo. Por lo menos si tomamos como medida la cantidad de máquinas a distribuir.

E: ¿Coincidirías con la afirmación de que, junto con la Asignación Universal por Hijo, es la política más transformadora que está promoviendo el gobierno?

AA: No, yo no estoy diciendo eso. Eso es una definición política que le corresponde hacer al gobierno. Yo estoy dando un dato comparativo de todos los programas de inclusión digital que hay en el planeta y efectivamente es de una denominación descomunal, lo cual es muy positivo porque nos viene a poner en el mapa de las políticas públicas de inclusión digital. Ante no estábamos o la inversión publica era muy escasa. Se pone al día una inversión que estaba postergada y se compensan todos esos años que no se estuvo trabajando.

E: ¿Cómo se decide el lanzamiento del Plan? ¿Por una decisión política de gobierno? ¿Ha habido sectores que se articularon para lograrlo?

AA: Creo que tiene que ver con una decisión política de lo más alto del ejecutivo. Es una decisión netamente política. Muy parecida en esos términos a lo que sucedió en Uruguay. Ese tipo decisiones no son técnicas. Definitivamente son decisiones políticas que luego se operacionalizan en lo técnico.

E: Uno de los puntos que parece tener cierto grado de cuestionamiento es la articulación con las políticas educativas.

AA: Estamos muy en el inicio del programa como para poder evaluar efectivamente de qué forma la inclusión de la tecnología en la escuela media se integra a los cambios educativos propiamente dichos. Y creo que es un problema que tienen todos los programas masivos, el Plan Ceibal, el de Perú. Todos los programas que manejan una cantidad enorme de computadoras a ser entregadas en poco tiempo, tienen dentro de su arquitectura un problema estructural que en términos técnicos se denomina la “capacidad de absorción”. ¿Cuán capaz de absorber tecnología es el sistema educativo y en qué tiempo? Y ese problema me parece que depende de cómo se diseña el Plan y en qué tiempo se quiere hacer la entrega de las computadoras. Frente a ese perfil de plan está la política que llevaron a cabo Chile o Colombia que son políticas mucho más dilatadas en el tiempo, y pioneras, empezaron mucho tiempo antes a experimentar. Entonces con quince años de trabajo desarrollan mejores capacidades de absorción. En ese sentido creo que hay que estar muy atentos en lo que va a pasar en los próximos años. Hoy lo primero que tenemos que hacer es esperar que se entreguen las tres millones y, una vez que este hecho, dar un plazo perentorio para analizar cambios en el sistema educativo.

E: Y mientras tanto, ¿qué sucede con las estrategias que se proponen?

AA: Hay estrategias diversas en diferentes niveles del Estado. Ahí hay varios actores involucrados pero evidentemente por más que estos actores trabajen, lograr que el sistema sea capaz de absorber esta tecnología no se puede medir en cantidad de agentes o funcionarios trabajando en el problema sino más que nada en el tiempo. Hoy por hoy tenemos funcionarios estables trabajando en el Ministerio de Educación, organismos que se han creado
ad hoc, como es la unidad del Conectar Igualdad, el área de educ.ar que depende del Ministerio también pero no es especializada, la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) que es un organismo multilateral que depende del gobierno español, y los gobiernos provinciales. Es muy complejo ver cómo actúan los diferentes niveles del Estado sobre este problema. El problema de la inclusión de netbooks en el sistema de educación media es un problema muy grande. Pero insisto con el tema de que todavía no se distribuyeron todas las computadoras ni se conectaron todas las escuelas. Es muy temprano para hacer evaluaciones. Se que hay un programa en educ.ar que tiene los objetivos de evaluar el programa. Desde principios de año se empezó a armar el equipo de trabajo de esa unidad.

E: Los docentes aparecen como un actor muy particular a la hora de pensar las estrategias para sumar la tecnología digital en el aula. ¿Qué destacarías de este tema?

AA.: Creo que el docente de nivel medio es un docente muy particular, que requiere de soluciones especialmente dedicadas para ellos. Y por lo poco que sabemos hasta ahora son docentes que reciben muy contentos las netbooks en las escuelas. Pero están preocupados porque necesitan apoyo para poder utilizar esas netbooks en sus propias materias. Entonces ahí hay que hacer un esfuerzo de capacitación. La problemática es de envergadura y creo que es el tema central de este programa, pero todavía no he visto ningún plan de capacitación que reúna las condiciones para satisfacer esa demanda. Hay algunos planes, hay cursos que se han puesto en línea pero no hay una planificación de capacitación docente que haga hincapié en lo disciplinario porque son de disciplinas, no son de grado, como en primaria. Tampoco veo que haya mucho desarrollo de cursos presenciales. Que ahí también es otra problemática porque los cursos habitualmente se desarrollan en ámbitos virtuales y justamente lo que necesitan estos docentes es una asistencia presencial para iniciarse en una nueva práctica asistida utilizando computadoras. Esos son mis dos puntos de aviso, de preocupación, de luz amarilla. Hay que desarrollar programas presenciales y disciplinarios. Porque en general la mirada de los especialistas en tecnología es una mirada 2.0 o modelo uno a uno, o como quieran que le llamen y esta mirada tiende a volverse una solución generalista que no entiende de la problemática individual de cada disciplina. Tenemos docentes de física, de química, de historia, de música, que en sus horas dan esas materias. Y ellos necesitan utilizar las netbooks en sus materias. Entornes para eso hay soluciones especificas para cada campo.

E: En cuanto a la tecnología elegida, ¿tenés algún comentario al respecto? ¿Y en cuanto a los contenidos que se entregan esas máquinas?

AA: Me parece que desde el punto de vista tecnológico, la decisión ha sido correcta. Mi única duda es en realidad si el paquete tecnológico es el más adecuado. Y esto incluye además de netbooks otro tipo de dispositivos que hoy por hoy son más estables -esto es un término técnico- es decir, que tienen mayor presencia en las salas- como pueden ser los proyectores o los cañones. Dentro de este programa no están incluidos los cañones. Y la verdad es que como herramienta, es fundamental para un docente tener un proyector y también para cualquier que quiera mostrar algo en el aula. Cualquier institución educativa que tenga recursos lo primero que compra es un cañón, no una computadora. Eso por un lado. Por otro lado las netbooks están muy bien para inclusión digital y que cada chico tenga su netbooks. Pero por ejemplo hay algunas cosas que es muy lindo hacer en las escuelas medias, y que no se pueden hacer con las netbooks, como por ejemplo editar videos o editar sonido. Son máquinas con un procesador de netbooks que no permite el trabajo pesado multimedia. Podés ver una película en Youtube, pero no podes editar una película para subir a Youtube, o quizás lo podes haces pero con muchas restricciones. Hubiera sido lindo, ya que hubo tanta inversión para las netbooks, tener plata para armar un laboratorio multimedia para cada escuela.

Y finalmente el punto complicado es el tema de la conectividad. Hoy por hoy la conectividad que se está entregando es baja y es un tema que hay que resolver pronto porque el punto fundamental de este programa es conectar. Este es el título del programa. Y conectar con 3 megas a una escuela es poco. Entonces hay que empezar de 10 megas para arriba en cada escuela y que no haya redistribuciones, que cada docente que quiera trabajar con Youtube en su clase lo pueda hacer. Esta restricciones tienen que ver con infraestructura. Tengo entendido que esto se esta corrigiendo pero todavía esta en vías de solución.

Y había un tema que quería comentar respecto de la perdurabilidad. Yo tengo mis dudas si efectivamente las netbooks van a ser los dispositivos tecnológicos que van a estabilizarse en las aulas –de vuelta un término técnico- a nivel individual. Es muy probable que compita muy fuertemente con las tabletas. Y quizás en un futuro no muy lejano las tabletas estén a precios iguales o menores que las netbooks. Son las Ipads y las tabletas Android. Hoy los países desarrollados en muchas escuelas tanto primarias, como secundarias y universidades están incorporando masivamente las tabletas. Y realmente sabiendo que la escritura manuscrita no va a morir, teniendo la certeza de esto, sigue siendo de mucho valor en todos los ámbitos de la vida, no solamente el escolar, la tableta es mucho más cómoda y práctica para usar en clase que las netbooks. Pero bueno, eso es una disquisición de perspectiva tecnológica demasiado sutil para los tiempos políticos.

Respecto de las aplicaciones y todos los contenidos que están cargados, yo participé un poco de la elección de las aplicaciones.  En general estoy contento con la definición de la primera selección, pero creo que hay que trabajar muy duro para hacer disponibles la mayor variedad de aplicaciones que tengamos a la mano y efectivamente creo que hay mucho trabajo por hacer porque por un lado hay que desarrollar contenidos desde el punto de vista de las unidades más simples de ese contenido, pero también hay que hacer transferencia de aplicaciones. Y en el mundo hispanohablante hay muy pocas aplicaciones de las que hay en inglés. Y hay algunas que son muy buenas que deberían estar disponibles. Entonces hay que hacer un trabajo de transferencia de tecnología de aplicaciones de inglés a español, y eventualmente también desarrollar aplicaciones propias. ¿Por qué no? No necesariamente tienen que ser aplicaciones educativas. También pueden ser aplicaciones de administración o comunicación utilizadas para lo educativo.

E: ¿No las hay?

AA: Hay pero muy poco. La verdad es que todo lo que tenga que ver con la computación es un terreno de desarrollo tecnológico muy reciente. Hoy estamos asistiendo al desarrollo de un montón de aplicaciones nuevas, diferentes plataformas. Ya que tenemos la capacidad de comprar tres millones de netbooks, también tenemos que tener la capacidad de desarrollar aplicaciones, más si tenemos una industria y una cantidad de grupos de investigación en esta área de cierto nivel internacional.

E:¿Cómo fue la experiencia de integrar el Concejo Asesor del programa? ¿Cómo funciona ese órgano?

AA: La experiencia es muy positiva. El Concejo desde que se constituyó tiene una reunión mensual y en esas reuniones se tratan temas de interés y de debate propuestos tanto por las autoridades como por los consejeros y es un ámbito de socialización de la información sobre el programa Conectar Igualdad. Creo que este tipo de ámbitos hay que promoverlos y esperar que fructifiquen en la colaboración de largo aliento.

E: ¿Se aplican en el Plan modificaciones a partir de eso debates? ¿O no se llega a esa instancia?

AA: No, no ha llegado. Tampoco creo que sea el espíritu del Concejo pasar a la ejecución. No creo que haya por ahora una intención de ese tipo. Me parece que hoy estamos recién conociéndonos entre los consejeros, conociendo las autoridades del plan y viendo de qué forma se pueden hacer y acercar propuestas.

E: La última pregunta. Al evaluar esta política pública como política de inclusión digital se menciona la posibilidad de que planes como este permiten que los chicos lleven las máquinas a sus casas y eso colabora con la inclusión de la familia. ¿Que pensás vos de eso?

AA: Creo que justamente es un derivado del programa. En Uruguay se ha visto con el Plan Ceibal beneficios concretos respecto del uso de las tecnologías, cómo las familias se apropiaron de esa tecnología. En este plan es más complicado porque el uso que hacen los adolescentes es muy diferente del que hacen los chicos de la primaria. Los adolescentes funcionan más como usuarios individuales y no colectivos y la computadora termina siendo un bien de intimidad y de afirmación de la identidad frente a la familia. Y muchos padres en vez de compartir estas tecnologías con los chicos terminan expropiándosela cuando quieren castigarlos. La verdad es que es difícil saber qué va a suceder con eso. La verdad es que, de vuelta sabemos poco de los que está sucediendo en la realidad. Estaría bueno tener algún cercamiento mediante estudios y entrevistas para conocer qué es lo que sucede realmente con los chicos y las familias con esas computadoras. La realidad del programa es que el punto numero uno que resuelve es el acceso a la tecnología de los adolescentes, que en nuestro país realmente son el grueso de la brecha digital. En ese sentido el programa es muy positivo. Después mediante alguna instancia podríamos evaluarlo desde el punto de vista educativo. Entonces, el punto número uno es el de inclusión digital, el punto número dos es el cambio educativo. Recién después podríamos ver el tema de inclusión digital en las familias.

E: ¿Sabes si hay intención de sumar a la escuela primaria en Argentina en el programa?

AA: Eso depende mucho de las jurisdicciones. En Capital Federal ya el plan Uno a Uno incluye a las primarias. Pero hay algunas jurisdicciones que están más avanzadas y otras menos. En principio la definición a nivel nacional es que va a trabajar en la escuela media.





Sitio oficial del programa
www.conectarigualdad.gob.ar

Otros datos
  • La compra de las máquinas la realiza el ANSES. La inversión realizada es de 3000 millones de pesos, según su titular, Diego Bossio. La licitación incluyó además del 1,5 millón de netbooks, 7800 servidores escolares, 187.200 access point (routers), 10.400 switches, 2,1 millones de dispositivos 3G/TVDT (que se entregan con cada computadora), 7800 racks y 7800 fuentes de alimentación (UPS)
  • El disco rígido es de 160 gigabytes, dispone de cámara web, wi-fi, teclado resistente al derrame de líquidos, placa de sonido, micrófono y parlante incorporados y baterías que duran cuatro horas como mínimo.
  • 865 mil máquinas fueron ensambladas en el país o contienen componentes locales, mientras que en la próxima licitación la totalidad de las computadoras deberán cumplir con esos requisitos.
  • Argentina ya adoptó los equipos Classmate, una iniciativa promovida en el mundo por Intel y Microsoft. Anteriormente el gobierno tuvo un acercamiento al proyecto de Nicholas Negroponte, la One Laptop Per Child (OLPC), durante la gestión de Daniel Filmus en el Ministerio de Educación. La OLPC fue adoptada por el Plan Ceibal de Uruguay, y los planes de Perú y Colombia.
  • El Programa Conectar Igualdad es frecuentemente comparado con el Plan Ceibal de Uruguay, como su principal precedente. Allí distribuyeron 420 mil máquinas, destinadas a alumnos y alumnas de escuelas primarias. El gobierno uruguayo acaba de solicitar al gobierno argentino asistencia en las políticas de desarrollo de contenidos para las máquinas.
  • El Ministerio de Planificación llamó a licitación para proveer de Internet a las escuelas donde van llegando las máquinas. Eso forma parte del plan Argentina Conectada, que busca dar conectividad por banda ancha a todo el país. Este año se llegaría a 4000 escuelas con Internet. Por ahora los colegios tienen servidores y redes de intranet, que permiten estar conectados a docentes y alumnos.

Información tomada de diversas notas en Página/12:
 

Publicado el: 19/07/2011

Por María Florencia Roveri.
Categorías:
Redes y Nuevas Tecnologías / Reportaje

enREDando.org.ar
Comunidades en Red
Comentá esta nota
    20 Sep 2012 13:23   victoria
muy buena nota!!
 
enREDando.org.ar | Comunidades en Red | es un programa de Asociación Civil Nodo TAU | Rosario, Argentina.